Hiperlaxitud ligamentosa, contorsionismo o cómo vencer a la gravedad · PODIUM NS

PODIUM NS
Podium · Nutrition And Sports

Hiperlaxitud ligamentosa, contorsionismo o cómo vencer a la gravedad

(0) 17/01/2017 13:09h

¿Con frecuencia tu hijo refiere cansancio cuando permanece un rato de pie?, ¿Tiende a adoptar malas posturas?, ¿Ir de compras al supermercado le supone un cansancio excesivo?

La hiperlaxitud ligamentosa es un término que hace referencia al “exceso de elasticidad de los ligamentos”. Los ligamentos son las estructuras encargadas de “mantener” las piezas óseas en su lugar.
Cuando los ligamentos tienen un exceso de elasticidad o hiperlaxitud ligamentosa el paciente debe hacer un gasto extra de energía para mantenerse en posición erguida ya que la gravedad juega un importante papel en su contra. Esto se hace gracias al trabajo de los músculos. Una vez que el cuerpo adquiere una velocidad constante en la deambulación, el paciente puede caminar largos periodos de tiempo caminando sin que esa hiperlaxitud les suponga un impedimento. Eso sí, cada vez que el paciente empieza a caminar debe realizar un gasto importante de energía para poner el cuerpo en movimiento.

Por eso los deportes multidireccionales (tenis o baloncesto) incluso actividades cotidianas como ir de compras que implica un constate parar y arrancar, producen un gasto energético que el paciente terminará acusando. Motivo por el cual rehúsan hacer este tipo de actividades refiriendo que se “cansan o que no les gusta”. Por el contrario, suelen ser personas a las que les gusta la natación ya que en el medio acuático su principal condicionante (la gravedad) se ve anulado.

Hipelaxitud - contorsionismo

¿Cómo afecta la hiperlaxitud ligamentosa en los pies y las extremidades inferiores?

La hiperlaxitud ligamentosa cursa en el pie con “pies planos valgos” donde el pie esta “aplanado”, esto puede tener repercusión en el resto de la extremidad inferior con “genu valgo” (rodillas hacia adentro) y rotaciones internas femorales con báscula pélvica anterior. Dicho esto, cada cuerpo es diferente y podemos encontrarnos adaptaciones muy diferentes en función del paciente.

Si observamos esta peculiaridad anatómica en los niños desde el punto de vista funcional y posturológico podemos encontrarnos con niños con dificultades de aprendizaje, problemas de comprensión en la lectura y en ocasiones problemas de acomodación visual.

Como comentamos en anteriores post, los pies son los principales captores a través de los cuales se modula la postura. Si hay un conflicto podal el niño tendrá que buscar otros métodos de mantener el equilibrio y reprogramar su postura.

Esto involucra a la vista, la cual se ve forzada a realizar un trabajo para el cual no está preparada quedando el aspecto cognitivo relegado a un segundo plano. En definitiva, no es que al niño no le guste leer o que tenga problemas de comprensión lectora, simplemente su sistema visual está ocupado realizando una tarea más importante a nivel vital como es mantenerse erguido.

¿Cómo se puede abordar la hiperlaxitud ligamentosa?

Hay que buscar en los progenitores las causas de la laxitud ligamentosa, ya que en muchas ocasiones es un factor genético el que provoca esta singularidad anatómica. Esto significa que la persona con hiperlaxitud ligamentosa tendrá esa característica toda su vida, eso sí, la maduración y el crecimiento puede atenuarla si se es consciente y se ponen los medios adecuados.
En general recomendaremos ejercicio físico que fortalezca la musculatura, ya que está va a tener una alta solicitación. A nivel del pie colocaremos una plantilla postural que haga una reprogramación del sistema postural ayudando al sistema antigravitatorio y que alinee las estructuras óseas del pie para respetar las leyes de crecimiento y el esqueleto crezca de forma correcta.

Posted on 17/01/2017 by Jorge Pérez, Podiatrist at Podium

Actualidad, Podium, Podología, Podología infantil, Salud
Anterior Siguiente

Comentarios (0)

¿Quieres comentar este post?

Escriba el código anti Spam

Política de privacidad y Responsabilidad de los comentarios